DECLARACIÓN INSTITUCIONAL DE LA MANCOMUNIDAD DE L´ALACANTÍ POR LAS VÍCTIMAS DEL COVID 19 DECLARACIÓN INSTITUCIONAL DE LA MANCOMUNIDAD DE L´ALACANTÍ POR LAS VÍCTIMAS DEL COVID 19

DECLARACIÓN INSTITUCIONAL DE LA MANCOMUNIDAD DE L´ALACANTÍ POR LAS VÍCTIMAS DEL COVID 19

Miercoles 24 de Junio del 2020
Versión en PDF


El pleno de la Mancomunidad de L’Alacantí celebrado ayer, 23 de junio, aprobó una declaración institucional en la que se rinde un “emotivo homenaje de recuerdo y solidaridad” a los fallecidos durante la pandemia del COVID-19, a sus familiares y “a todos aquellos que han padecido en sus propias carnes el dolor de la enfermedad”.

 

En la reunión, en la que participaron como integrantes de pleno derecho del órgano rector de la Mancomunidad el alcalde de El Campello, Juanjo Berenguer, y la concejala Lourdes Llopis (PP), se dejó constancia también del agradecimiento a todos aquellos que, de forma especial, han luchado “cara a cara” contra la pandemia “para protegernos y salvarnos a todos”, y felicita a todos los ciudadanos de los municipios de Sant Joan d’Alacant, El Campello, Sant Vicent del Raspeig, Mutxamel, Agost y Alicante, “por su responsabilidad y comportamiento ejemplar durante la crisis sanitaria”.

 

“Nos ha tocado vivir una experiencia terrible e impensable hace apenas unos pocos meses”, se lee en el manifiesto. A una crisis sanitaria sin precedentes, ha seguido una crisis social y económica de dimensiones aún incalculables que ha puesto a prueba a las personas y a las instituciones.

 

“Nunca podremos olvidar, y nunca deberemos permitir que se olvide, a aquellos que han perdido la vida, a los familiares y amigos que no pudieron tener ni el consuelo de la despedida, a los miles de contagiados que afrontaron la incertidumbre de su tratamiento. No olvidaremos el miedo y la soledad del confinamiento. No olvidaremos la desesperación de aquellos que perdieron su trabajo, o vieron como tenían que cerrar sus negocios, sus comercios, sus empresas, sin un horizonte de esperanza al que agarrarse. No olvidaremos el sufrimiento de los padres y madres por el futuro inmediato de sus hijos, por la falta de lo más esencial como el alimento, o una expectativa de poder sacarlos adelante”.

 

“Y no olvidar significa aprender de la experiencia vivida, para que no se repita, para paliar sus consecuencias. No olvidar significa mantener vivo el recuerdo de los que se fueron, honrar su memoria, y la de los que con ellos sufrimos su pérdida. No olvidar significa no permitir que nadie más se quede en el camino, luchar por la recuperación y alcanzar esa normalidad de la que nos apartó bruscamente la pesadilla del coronavirus. No olvidar significa luchar unidos, combatir juntos la pandemia y sus efectos, sumar esfuerzos para superar la crisis social y económica que deja su rastro la crisis sanitaria”.